¿Cuáles son los 4 pasos para comprar un departamento?

¿Cuáles son los 4 pasos para comprar un departamento?

¿Cuáles son los 4 pasos para comprar un departamento?

Invertir en un inmueble siempre es una buena idea, tomando en cuenta que representa tranquilidad y estabilidad. Para ayudarte a concretar la inversión de tu vida te ofrecemos los 4 pasos para comprar un departamento. 

A continuación detallaremos los 4 pasos para comprar un departamento y algunos aspectos que se debe tener en cuenta para encontrar el inmueble ideal para invertir.

1. Cotización: Encuentra el departamento ideal

A este paso lo llamaremos cotización y no es más que buscar el departamento que más te guste. Para eso se debe tener en cuenta lo siguiente:

Es recomendable que te fijes en la zona, una comuna donde que ofrezca comodidad, seguridad y en una zona que tenga todo para realizar una buena inversión. Pero que además tenga  supermercados, centros médicos y colegios contiguos.

Cuántos dormitorios son necesarios en un departamento va a depender de lo grande que quieres que sea y para que lo necesites. En el caso de que la inversión sea para arrendar, es recomendable pensar si aceptará familias numerosas o no.

Te puede interesar: ¿Cuáles son los requisitos para un crédito hipotecario?

Lo mismo con el número de baños que pueda tener el departamento, teniendo en cuenta que mientras más dormitorios, mayor será el precio del inmueble.

Otra cosa que afectará el precio será la superficie que, también tiene que ver con la cantidad de dormitorios y baños que elijes.

Finalmente, el presupuesto que tienes para la adquisición del inmueble. El precio es algo que debes considerar al momento de pensar en la cantidad de habitaciones y los metros cuadrados del inmueble.

2. Promesa: Ahora la promesa de compraventa

Para reservar efectivamente el departamento que elegiste, es importante firmar la promesa de compraventa. Consiste en firmar un contrato con dos partes involucradas, una se compromete a vender y la otra parte se compromete a comprar.

En este paso, al momento de firmar se deja una garantía, que usualmente es del 10% del valor total del inmueble. Este porcentaje se  deja con un cheque que se deja con instrucciones notariales en una notaría.

3. Modo de pago: crédito hipotecario,  subsidio o al contado

Suele pasar que el costo del departamento ideal supera el presupuesto, pero hay otras opciones.

Una de ellas es el crédito hipotecario, pedir en una entidad bancaria un préstamo de dinero. Solo tengas en cuenta que el banco no te dará el 100 % del valor de la propiedad así que necesitas tener dinero (el “pie”) ahorrado.

Te puede interesar: ¿Cuáles son las 4 preguntas que debes hacer para comprar un departamento?

Recuerda que el banco tiene el derecho de quedarse con la propiedad si no cancelas lo que te prestaron en el tiempo que acordaron.

Otra forma de obtener tu departamento es a través de un subsidio habitacional. Puedes gestionar con entes gubernamentales que ofrecen subsidios para adquisición, construcción, mejoras o arriendo de viviendas.

Otra forma de pagar es al contado, cancelas el total del precio del departamento y continúas con el siguiente paso.

4. Estudio de Títulos y Escritura: el último paso

A estas alturas estás más cerca de tener en tus manos las llaves del departamento en el que quieres invertir.

Antes de escriturar la propiedad se realiza la tasación y el estudio de títulos del inmueble. Cuando se firma la escritura de compraventa se determina la fecha de entrega de la propiedad, esto se realiza antes del pago de pie acordado.

Por otro lado, cuando la compra se realiza con crédito la institución financiera realiza la tasación, estudio de títulos y la escritura.

Por el contrario, cuando el pago es al contado, puedes tasar pero no es obligación y tú mismo con la asesoría de  un abogado realizas el estudio de títulos y la redacción de escritura e instrucciones notariales.

Conclusión

Sigue estos 4 pasos para comprar un departamento y lograrás una buena inversión para su tranquilidad. Además ten en cuenta algunos elementos necesarios para que tu departamento sea realmente un sueño y no una pesadilla.

 Por ejemplo, verifica  que los servicios básicos funcionen como es debido, revisa paredes, ventanas y sanitarios. Si estás conforme sólo te queda disfrutar de tu inversión ya sea para arrendarlo o para revenderlo.

Comentarios

  • No hay comentarios.

    Se el primero en comentar, rellena el formulario con tu comentario

Seguir Leyendo

©2013-2019 Bienisimo | Todos los derechos reservados.